Oxigeno disuelto y calidad del agua

Oxígeno disuelto y calidad del agua

La cantidad de oxígeno disuelto es un importante indicador de la calidad del agua. El agua totalmente saturada de aire a 1 atm y 20°C contiene alrededor de 9 ppm de oxigeno. El oxígeno es necesario para los peces y muchas otras formas de vida acuática. Los peces de aguas frías necesitan que el agua contenga al menos 5 ppm de oxígeno disuelto para sobrevivir. Las bacterias aerobias consumen el oxígeno para oxidar materiales orgánicos y satisfacer así sus necesidades de energía. De la materia orgánica que las bacterias pueden oxidar se dice que es biodegradable. Esta oxidación se lleva a cabo por un complejo conjunto de reacciones químicas, y la materia orgánica desaparece poco a poco.

Las cantidades excesivas de materiales orgánicos biodegradables en el agua son perjudiciales porque privan el agua del oxígeno necesario para sustentar la vida animal normal. Entre las fuentes típicas de estos materiales biodegradables, que se conocen como residuos que demandan oxígeno, están las aguas negras, los residuos industriales de instalaciones procesadoras de alimentos y fábricas de papel, y el efluente (residuo líquido) de las empacadoras de carnes.

En presencia de oxígeno el carbono, hidrógeno, nitrógeno, azufre y fósforo del material biodegradable terminan principalmente en forma de dióxido de carbono, agua, bicarbonatos, nitratos, sulfatos y fosfatos. En ocasiones la formación de estos productos de oxidación reduce la cantidad de oxígeno disuelto hasta el punto en que las bacterias aerobias ya no sobreviven. Es entonces que las bacterias anaerobias se hacen cargo del proceso de descomposición y forman metano, amoniaco, acido sulfhídrico y otros productos varios de los cuales contribuyen al desagradable olor de ciertas aguas contaminadas.

Los nutrimentos de las plantas, en particular el nitrógeno y el fósforo, contribuyen a la contaminación del agua al estimular el crecimiento excesivo de plantas acuáticas. Los resultados más visibles del crecimiento vegetal excesivo son algas flotantes y aguas turbias. Sin embargo, algo más significativo es que, cuando el crecimiento vegetal llega a ser excesivo, la cantidad de materia vegetal muerta y en descomposición aumenta rápidamente, proceso que se conoce como eutrofización. Las plantas en descomposición consumen oxígeno al ser biodegradadas, lo que origina el agotamiento del oxígeno del agua. Sin una provisión suficiente de oxígeno, el agua, a su vez, es incapaz de sustentar cualquier forma de vida animal. Las fuentes más importantes de compuestos de nitrógeno y fósforo en el agua son las aguas negras domesticas (detergentes que contienen fosfatos y residuos corporales nitrogenados) y las aguas que escurren de terrenos agrícolas (fertilizantes que contienen nitrógeno y fósforo) y de terrenos donde se cría ganado (residuos animales nitrogenados).

Fuente: Aguamarket

Fuente:
       
Productos Relacionados

Presencia de Aguamarket en Países como:

Chile Argentina Bolivia Colombia Costa Rica Cuba Ecuador El Salvador España Guatemala Honduras Mexico Nicaragua Panama Paraguay Perú Puerto Rico Republica Dominicana Uruguay Venezuela Francia Brasil Estados Unidos Canada Belice